Cómo imantar un destornillador

0 Comentarios

destornilladorNo hay nada más molesto para un técnico que estar desarmando algún artefacto y que un tornillo se te caiga en las infinidades de las distintas partes del aparato, por ello lo mejor siempre es tener un destornillador con la punta imantada para que cuando saquemos un tornillo quede pegado a la herramienta y sea más fácil de extraer.

Existen varios métodos para imantar destornilladores, incluso algunos ya los podemos comprar imantados. Algunas de las técnicas para imantar consisten en crear una especie de bobina con un cable rondeando la punta del destornillador y conectándolo a una batería, otros artefactos se venden en casas especializadas, etc.

Pero la mejor opción es la casera, que podemos hacer con un simple imán frotándolo contra la punta del destornillador, pero igualmente ésto tiene una técnica:

  1. Conseguimos un imán potente, los de los parlantes son especiales.
  2. Frotamos la punta del destornillador por el imán siempre con la misma orientación, nunca hagamos un “ida y vuelta” porque cortamos el efecto.
  3. Tengan en cuenta que el imán siempre tiene que apoyarse donde lo apoyamos la primera pasada.
  4. Seguimos con este procedimiento hasta que veamos que el destornillador pueda sostener los tornillos.

Desde la web

Comentarios